Escocia en moto – Scunthorpe

Buenos días.

Copito sale para Londres.

Hago un resumen de estos tres días:

Blanca me enseña los rincones de Scun, Central Park, el museo, etc. El museo es bastante cutrillo.

El día es soleado y nos vamos de cañas, entrando en bares que Blanca todavía no conoce. Vamos cogiendo el puntillo y decidimos coger un taxi e irnos a comer al KFC que está a la entrada, junto con todos los demás locales famosos de comida rápida. El taxista es indio, con una gran barba negra y un gorrito. Nos cuenta que lleva 26 años en Scun. Le dejamos una propinilla.

Scunthorpe
Scunthorpe
Fuente: Wikipedia. Imagen de David Wright (Licencia: CC BY-SA 2.0)

Lo estamos pasando genial. El pedido se nos ha ido de las manos: tres kilos de pollo y unos sándwiches, de pollo también, además de una enorme caja de patatas fritas con un sabor muy rico. Pues empezamos con el pollo y Blanca se da cuenta de que no tiene el móvil. Ostión. Se lo ha dejado en el taxi. ¿Y ahora qué? Ni puta idea del nombre de la compañía de taxis. Blanca se pone muy triste. Bueno, hay que hacer algo. Cogemos otro taxi y nos vamos “con todo el pollo” a la misma parada de dónde salimos, a ver si vemos al taxista indio. La putada es que alguien haya montado después de nosotros. Adiós al móvil. Preguntamos a otros taxistas, pero al no saber la compañía poco se puede hacer. Al final, le damos señas a uno de ellos y nos dice que cree que puede ser un compañero. Nos da su teléfono y ¡¡ BINGOOOOO !!  Menos  mal. Blanca habla con él y le dice que tiene el móvil y que se lo llevará a casa. De puta madre. Majete el indio. Todo arreglado. Retomamos las cañas, ya cenaremos el pollo. Nos encontramos con sus compañeros de curro y pasamos el resto de la tarde con GUINNESS, contándoles todo lo que hemos visto en Escocia. Nos vamos a casa a dormir. Mañana será el peor día del viaje.

Buenas noches.

Guardar

Guardar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *